FANDOM


El Temnodontosaurus fue uno de los mayores ictiosaurios de todos los tiempos, pues llegó a medir 9 metros de longitud. Sus ojos eran enormes, de 26 cm de diámetro y le servían para poder ver bien a sus presas antes de lanzarse a toda velocidad contra ellas y atraparlas con los grandes y afilados dientes de las mandíbulas, que eran muy alargadas. A veces atacaba a otros ictiosaurios y reptiles marinos. Sus cuatro extremidades se habían transformado en aletas bastante similares a las de los delfines, sin embargo, y al contrario que estos, mantenía las patas traseras, posiblemente usadas para sujetar el cuerpo durante el apareamiento, algo que en los delfines es realizado por el oído interno, que mantiene el equilibrio del animal. El Temnodontosaurus era del tamaño de una orca y posiblemente su aspecto y modo de vida eran muy similares.